The wishlist name can't be left blank

Envíos en 24 horas (laborables) por 4,95€

Hey Clay

Fijar Dirección Descendente

4 productos

por página
  1. 19,95 €
  2. 19,95 €
    Agotado
  3. 19,95 €
    Agotado
  4. 19,95 €
    Agotado
Fijar Dirección Descendente

4 productos

por página

Hey Clay Plastilina

Si hay algo que no pasa de moda y encanta a cualquier niño, es la plastilina. Esta colorida pasta moldeable potencia la creatividad de los niños hasta límites insospechados. Por ello, la marca Hey Clay no ha dudado en dar, a la plastilina, un papel protagonista en sus productos, basados en la creación de simpáticos animales a través del modelado del material favorito de los niños.

Dinosaurios, insectos o mamíferos cobran vida de la mano de los juegos de plastilina de Hey Clay. La filosofía de la marca se nutre y guía de la mano de cuatro conceptos básicos: creatividad, juego, inspiración y aprendizaje. Así, ha dado lugar a originales propuestas y diseños basados en el modelaje con plastilina. Esta experiencia cautivadora mantendrá a los niños entretenidos y concentrados para crear a los animales más divertidos de forma sencilla.

Lo mejor de todo es su amplia variedad cromática: 18 colores de plastilina se ponen a disposición de los pequeños para empezar a diseñar sus figuras. Además, los colorees pueden combinarse y crear nuevas tonalidades. De esta manera, los niños tienen sus primeras tomas de contacto con el mundo del arte, la plástica y el círculo cromático.

Hey Clay está a la vanguardia de las nuevas tecnologías, por ello, sus juegos vienen acompañados de una app móvil, repleta de claves para crear los diseños más inspiradores. Puedes descargar la aplicación de forma gratuita y disfrutar de las animaciones que contiene.

Modelar con Hey Clay es de lo más sencillo: simplemente prepara una porción de Hey Clay, haz una bola y decide qué otras partes deseas agregarle. Sigue las instrucciones y tendrás tu propia colección de increíbles creaciones Hey Clay antes de que te des cuenta.

Anima a que los niños exploren su faceta más creativa e imaginativa de la mano de la ligera, suave, flexible y muy maleable plastilina, firma de Hey Clay. Lo mejor de todo es que estamos ante un material no tóxico y biodegradable, caracterizado por un olor y tacto de lo más agradable.